Viajar con niños

 

Nuestro primer viaje con Usky fue en avión desde Menorca a Valencia,  Usky tenía dos meses y medio y nos tocó hacer escala en Barcelona lo que supuso coger dos aviones de ida y uno a la vuelta.  En todo momento nos llevamos de mano la bolsa de la peque con los pañales, cremas, biberón, leche…. Y además el carrito que a pie de avión nos lo hacían plegar para llevarlo a la bodega y cuando aterrizábamos nos lo volvía a entregar.

Yo iba acojonada literalmente no sabía si con un bebe tan pequeño nos iría bien o estaría llorando todo el tiempo… ¡Y sabéis que?  Que fue genial!!! Por aquel entonces la lactancia materna formaba parte de nuestra vida y al despegar enganche a la niña que ni se enteró de nada porque a los dos minutos dormía, tuvimos que cambiar un pañal a medio trayecto pero no hubo mas incidencias  y  en el segundo vuelo hicimos lo mismo no fue tan bien pero bueno solo lloró un poquito pero se le pasó enseguida cambiándola de postura. Llegamos super tarde a Valencia, cogimos el coche de alquiler, por suerte llevábamos nosotros la silla para el coche ya que nuestro capazo ( cochecito jané muum) se transformaba en “maxicosi” para poder llevarlo como silla de coche. Llegamos a casa de mis suegros y eso del cambio de cama y cuna… ejem diremos que no le hizo mucha gracia o sería el cambio de aires o el día estresante fuera de casa pero nos dio una noche toledana de aupa!! La verdad que al viajar si que echaba yo mucho de menos la cuna de colecho porque a mi me proporcionaba una comodidad extra para dormir ya que la tenia al lado pero teniendo mi espacio y hasta que no fue más mayor no me sentí muy cómoda teniéndola en la cama conmigo por que como explique en el post del Colecho me daba miedo chafarla!!

Sólo estuvimos cuatro días en Valencia por que íbamos para asistir a una boda pero fue nuestra primera toma de contacto con los vuelos y la peque!

La segunda vez que viajamos fue para mi cumpleaños, mi señor marido me regaló un viaje a Londres para poder ir el día de mi cumpleaños al parque Warner de Harry Potter (sí soy muy friky!! Y me encanta!!!). Usky tenía 4 meses y medio, el viaje era Menorca-Londres directo!!  Nos fue muy bien, Usky acababa de dejar la teta, y al despegue le dimos un biberón que se hizo un chupito y se quedó frita medio viaje , se despertó para cambiarle el pañal la entretuvimos un poquito, le dimos el bibe y ya habíamos llegado. Allí teníamos que coger el autobús que nos llevaba directos a Londres y desde allí en taxi al hotel a dejar las cosas! Una vez ubicados salimos a disfrutar de la ciudad estuvimos allí solo 5 días un día solo para el parque y el último que fue solo para coger el avión y volver a casa es decir que solo disfrutamos 3 días de Londres y un día del parque Warner.

La verdad es que viajar con un bebé supuso no poder ir al ritmo habitual, nos lo tomamos con calma, pasábamos la mañana y parte de la tarde fuera descubriendo Londres, a media tarde volvíamos para que Usky pudiera hacer su siesta en la cama y estar un ratito jugando  y volvíamos a partir, la verdad que entre el carrito y el portabebé pudimos ver muchas cosas! Aunque nos queda pendiente otro viaje para terminar de ver todo lo que no nos dio tiempo por los poquitos días que íbamos! Aun así aprovechamos mucho nuestra estancia allí.

También hemos ido en barco, varias veces a Barcelona para llevarnos nuestro coche, desde el puerto de Barcelona cogíamos carretera y hacia Valencia a ver a los abuelos, el trayecto en barco dura 8 horas aproximadamente, cogemos camarote y así la peque campa a su anchas por el camarote, también podemos desplegar el arsenal de juguetes y así esta entretenida, como yo me suelo marear en el barco suelo pasarme la travesía tumbada dando suspiros a cada giro de mi estómago pero super papi controla a la fierecilla de Usky menos en el momento de dormir que se suele pegar a mi como una lapa y dormimos juntas. Cuando vamos a Barcelona el trayecto suele ser diurno, salimos un poco si el mar lo permite a pasear y comemos en el restaurante que dispone de tronas, el cambio de ambiente hace que para Usky no sea tan largo, aunque ella se adapta genial, y después de comer volvemos al camarote para hacer una siestecilla y coger energía para la 3 o 4 horas que tenemos de camino a casa de mis suegros.

Y la vuelta solemos comer en casa de mis suegros y salimos después aprovechando la siesta de Usky para hacer el máximo de kilómetros y embarcamos normalmente sobre las 20h de la noche, cenamos en Barcelona y nos preparamos para ir a dormir nos dejamos listos los bibes de Usky y a las 6 de la mañana nos suelen avisar de que estamos llegando a Menorca, bajamos a la peque en pijama y bien tapadita hasta el coche y ya camino de casa!

En el coche para entretenerla usamos cuentos, muñecos, comemos frutita, o galletitas y cuando ya nada la entretiene tiramos de la Tablet con Pocoyo, Peppa pig o los cantajuegos! Solemos para dos veces para estirar la piernas y que ella este corriendo un ratito así se despeja y podemos seguir con el viaje sin que se desespere tanto. Y sí tenemos suerte se duerme y el viaje es más ameno para ella, siempre va uno de los dos atrás con ella así no se agobia tanto, sobre todo cuando son trayectos largos como Barcelona-Valencia, Valencia-Granada, Valencia- Ciudad Real…

Para nosotros viajar no es ningún problema,  nos preparamos muy bien el equipaje de la peque, solemos hacernos una lista con lo que vamos a necesitar, estamos aprendiendo viajar cada vez con menos equipaje ( solemos llevar demasiadaaaas cosas!!), tenemos mucha suerte de que Usky se suele adaptar muy bien a los cambios, le gusta mucho pasear, siempre dedicamos tiempo a que se desahogue jugando en parques o corriendo en zonas peatonales, a ratos nos toca tirar de cantajuegos, pocoyo o peppa pig pero son momentos puntuales.

Espero que si teníais dudas de cómo es ir con peques de viaje este post os haya animado a lanzaros a la aventura y poder hacer ese viaje que tanto os apetecía hacer, no hay que poner a los peques de excusa para quedarnos en casa, si no  hay que utilizarlos de excusa para salir a conocer sitios por que los viajes también son muy enriquecedores para ellos, salir de las rutinas y ver cosas nuevas desde pequeñitos les hará tener una visión más abierta del mundo!

 

¡¡Gracias por leerme!!

 

 

Estamos deseando hacer nuestro próximo viaje… ¿dónde iremos esta vez?

 

 

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s